El Vigía

La Rocha, que no conociste…

Se acaba de conmemorar el “Día del Libro.”
En la ciudad de Rocha, libro -biblioteca -Julita Amaral forman una unidad indestructible.
Veamos pues algunos antecedentes sobre la actuación de esta rochense destacada que hizo de la actividad relacionada con los libros, nada menos que el motivo de su vida. Los rochenses supieron distinguir y homenajear a la coterránea en cuestión.
Las tratativas para honrar la trayectoria de Julia Amaral Amatti, denominando con su nombre la Biblioteca Municipal, se remontan al año 1989.
Tienen su inicio en una intervención en la media hora previa de la sesión de la Junta Dtal. De Rocha, del 10.10.989, de la entonces Edil suplente Profesora Olga Aguiar Silvera, quien expone una serie de consideraciones que a su juicio, ameritaban claramente esta idea.
Se trataba de homenajear y recordar a quien había sido durante sus largos y proficuos 39 años de labor, una funcionaria municipal “estricta y puntual”

La Biblioteca inicia su labor el 10 de marzo de 1934, la cual comienza con la dirección precisamente de Julia Amaral, designada para ello por el Intendente Andres Virginio. “El trabajo recayó solo en la labor de esta única funcionaria que debió ocuparse de la organización, distribución, indizado y mantenimiento de más de 2.500 libros” (Prof. Aguiar)
El citado emprendimiento surge, según lo expresado en esa oportunidad por la Prof. Aguiar, “de la fusión de la llamada Biblioteca Femenina “Felicia Banat” y la “Biblioteca Popular Infantil” que funcionaba en la Escuela Ramírez” En este sentido durante años fue la encargada de “ pegar, forrar, coser y encuadernar ejemplares muy usados y deteriorados”.

Volviendo a las circunstancias del homenaje del año 1989, tenemos que hecha suya por la Junta en pleno esta iniciativa, (23 en 23 presentes) la misma pasa a consideración del Intendente Municipal de la época ( Sr, Victor Hugo Devida), quien deriva el expediente al Asesor de la División y Fomento de la Actividad Cultural Prof. Rosalío Pereira.

Considerando este lo plausible de tal reconocimiento en base a los antecedentes de dicha funcionaria y a la personal convicción de la justicia de la iniciativa, la apoya calurosamente y recomienda algunas formas para dar mayor lucimiento al nombramiento de la citada repartición municipal.-

Se recomienda entonces la colocación de una placa de bronce, que recuerde tal jornada, y se hace saber de la existencia de una foto de la Srta. Amaral , que “se encuentra en depósito en el Club Social Rocha ,desde hace 8 años atrás a la espera de un mejor destino” (Prof.Pereira).

Con la anuencia de la Intendencia pasa el expediente nuevamente a la Junta quien dicta el siguiente decreto:

  1. designar con el nombre de Julia Amaral Amatti a la Biblioteca del Edificio Central de la Intendencia.-
  2. Sugerir al Ejecutivo dar amplia difusión al acto donde se proceda a la colocación de la placa nominataria a que se alude en el informe del Asesor Cultural, con un pequeño florero que por decisión de los inspiradores de este homenaje, será colocado en el ámbito de esa biblioteca.-
  3. (———————————————-)
    Heber Melo secr. Leonidas Larrosa Terra pres.

El homenaje se realizó en la jornada del 29 de noviembre de 1990, ya en la Administración del Intendente Irineu Riet Correa.
Hicieron uso de la palabra , la Prof. Olga Aguiar Silvera , como promotora de la iniciativa y la Sra. Ana Rodriguez de Fernandez Serpa en nombre de sus amigos y amistades.

Vale decir que Julia Amaral Amatti era hija de don Julio A. Amaral, maestro, y de Doña Angela Amatti. En el seno de una numerosa familia , con muchos hermanos y hermanas, habitó la gran casona que hoy sirve de sede al Centro Social Obrero, construida en el año 1910, en oportunidad de que Don Julio fue favorecido con el Primer Premio de la Lotería Nacional . Dentro de esta conocida y relacionada familia local, destacáronse muchos de sus integrantes, queriendo citarse solamente a manera de ejemplo, a la conocida artista plástica, profesora e inquieta gestora cultural de la ciudad, Lia Amaral.-

Por: Néstor Sabatino Dossi

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.